Mar10232018

Last updateMié, 24 Oct 2018 1am

Cuida tu cuerpo como si de un templo se tratase

(Agencias / Pablo Hernández).- ¿Estás mentalizado de que esta nueva temporada tienes que hacer más ejercicio físico? Es posible que incluso hayas pasado una larga temporada, o toda tu vida, sin moverte demasiado. Pero eso va a cambiar, para eso estamos hoy aquí dándote información que te va a interesar.

El cambio comienza por la mentalidad
De nada sirve tener un impulso repentino que nos empuje a correr a la tienda de deportes más cercana. Sí, hablamos de esos arranques que a veces nos dan. Vamos a comprarnos el material necesario para entrenar o practicar cualquier actividad física que después abandonamos en seguida.
¿A quién no le ha sucedido eso alguna vez? Seguro que por los armarios de casa tienes raquetas, ropa de ski, aparatos variopintos para hacer abdominales o subir escaleras, pesas y todo tipo de artilugios que están casi sin estrenar. Tus intenciones eran buenas, tranquilo, lo sabemos.
La dejadez y el cansancio van llegando porque, para empezar, no tenías una estrategia clara. Empezaste debido a un arranque súbito que te dio, probablemente fruto de los propósitos de Año Nuevo o de septiembre con la llamada "vuelta al cole". ¿Verdad que no nos equivocamos mucho?
El entrenamiento de fuerza es necesario para ese objetivo que llevas proponiéndote años: ganar masa muscular. Sin embargo, será necesario que te plantees una rutina específica, como la rutina de hipertrofia para poder alcanzar tus metas llevando a cabo un calendario y comprometiéndote con él.
Solamente si planificas bien tus entrenamientos tendrás la posibilidad de convertir la actividad física en un hábito. Para ello, será necesaria la repetición y el cumplimiento escrupuloso de los horarios y fechas estipuladas para cada fase de tu preparación.
Destierra ya todas las excusas que te impiden avanzar
Es posible que hayas intentado ir al gimnasio de forma regular durante años sin éxito. Es un ciclo que se repite: reúnes el ánimo necesario, te apuntas, pagas un bono de 3 meses o medio año porque te salía mejor de precio, al principio estás allí todos los días, pronto empiezas a fallar cada vez más.
Así hasta que llega el fin de los meses que habías pagado y te das cuenta de que hace semanas que no pisas por allí. En el mejor de los casos echas cuentas y te sale que has estado 4 veces en el último mes. Total, que no merece la pena seguir pagando, lo dejas y pensarás en retomarlo cuando te venga mejor, tengas más tiempo o el momento sea más adecuado.
Falsas promesas que nos hacemos, el momento nunca es el adecuado. Lo cierto es que solamente te plantearás volver a ello cuando te sientas lo suficientemente culpable para comenzar el ciclo de nuevo. Como decíamos, esto sucede por la falta de voluntad y compromiso con uno mismo.
No te pongas más excusas, todo el tema de la escasez de tiempo (a veces se trata de dinero) son solo pretextos. En la vida las prioridades juegan un papel fundamental en cuanto al reparto de recursos que dedicamos a cada actividad. Cuando se quiere, se encuentra la manera de hacerlo, créetelo.
Si analizas tu tiempo y dinero verás que, aunque pienses que son muy limitados, los gastas sin control en otras cosas que probablemente te aporten poca o ninguna satisfacción. ¿Cuánto tiempo derrochas delante del televisor o comprando tonterías que nunca vas a necesitar?
Lo que te proponemos es que dejes de disculparte a ti mismo. No es necesario contratar un entrenador personal, adáptate a lo que te puedes permitir. Existen gimnasios con tarifas económicas, polideportivos municipales y centros subvencionados. En último caso, la calle es gratis y muchas actividades físicas no requieren de ninguna instalación especial para poderse llevar a cabo.
Deja de perder horas delante de las pantallas de la tablet y del teléfono móvil. Si sumas todos los minutos al día que le dedicas a esto, te darás cuenta de que podrías sacar perfectamente un par de horas para dedicar al deporte y a otras actividades placenteras. El volumen muscular es algo que nos suele preocupar bastante. Si eres principiante y quieres conseguir más músculo puedes comenzar con una rutina de volumen de 3 días que te dará una primera idea de cuáles son los ejercicios necesarios para alcanzar este propósito.
Convertir las acciones en hábitos es fundamental
Se dice que nuestro cerebro tarda exactamente 21 días seguidos en procesar un cambio que queremos hacer constante en nuestra vida diaria. Para incorporar cualquier nueva actividad a nuestra rutina es necesario un factor decisivo: la repetición.
Cuando hablamos de 21 días, no nos referimos a 21 días repartidos en un periodo de tiempo de 4 meses. Queremos decir, 21 días seguidos. A partir de ahí, podrás adaptar tu calendario en función de tus necesidades, pero en un principio será necesario que se trate de algo diario.
Como decíamos, la mente tarda aproximadamente 3 semanas en hacerse a la idea de que esa nueva acción debe incorporarla de manera no esporádica a tu rutina de actividades diarias. Una vez que estés habituado a ello, la mente y el cuerpo te avisarán de forma automática si en algún momento te estás saltando tu sesión de ejercicios y no te costará nada ponerte a ello.
Sin embargo, al principio sufrirás mucho de pereza. Algunos días tendrás la tentación de dejarlo, pensando que por un simple día no pasa nada. ¡No lo hagas! Es fundamental que seas constante para que el hábito se cree en ti. Cuando eso suceda dejarás de sentirlo como una obligación, y más que otra cosa, será un placer cumplir con ello.
El entrenamiento de cuerpo completo sirve para ganar músculo de forma equilibrada. Trabajando con una buena rutina de fullbody serás capaz de ponerte a tono en muy poco tiempo. Recuerda que debes realizar un primer esfuerzo inicial para establecer la costumbre de entrenar.
Hemos tratado de animarte haciéndote ver que nada es imposible si realmente lo queremos, pero hay que querer. Una vez que tengas esto claro podrás superar todas las barreras mentales que te están impidiendo conseguir todo aquello que te propongas. ¡Mucha fuerza!

www.presenciaenpuebla.com.mx

Oficinas: Pirv 6 A Oriente 2804-1 Col. Santa Bárbara Norte

C.P. 72380 Puebla, Pue.

Correos: presenciaeditorialara@yahoo.com.mx

presenciaedittorialara@hotmail.com

Tel. (222) 2 34 19 11